Muchas personas comienzan con la práctica de meditaciones y kriyas de Kundalini Yoga que puedan ayudarles a encontrar el amor. Existen kriyas para abrir el corazón y meditaciones para dejar ir relaciones pasadas (Puedes revisar el manual “Yo Soy una Mujer” para obtener ideas). Pero en mi experiencia, mientras estas kriyas ayudan, no necesariamente harán el trabajo por si solas. Yo creo que SI es posible encontrar el amor verdadero a través de Kundalini Yoga, pero no necesariamente de la manera en qué nosotros pensamos.

Es maravilloso elegir una kriya o meditación que trabaje en algo específico, pero lo más importante es tener una práctica constante. Cuando practicamos Kundalini Yoga, elevamos la energía Kundalini y eso es lo que nos hace sentirnos tan bien después de clase. Pero si no mantenemos nuestra práctica, la sensación de sentirnos elevados puede decaer y perdemos fácilmente ese “estado”. A través de la sadhana diaria, nos mantenemos elevados y eso comenzará a afectar cómo nos relacionamos con nosotros mismos y con los demás.

Parte de este proceso es también dejar ir la necesidad de la perfección. No tienes que ser un yogui perfecto para obtener los poderosos efectos de Kundalini Yoga, ni tienes que ser un ser humano perfecto para tener una gran vida. Pero a veces, estamos buscando amor, y a la vez tenemos tendencia a enfocarnos en las fallas de otras personas en lugar de enfocarnos en sus fortalezas. Hay veces en que he escuchado a mis amigos rechazar posibles citas por cómo se ve alguien o por qué profesión ejerce.

Con una práctica constante de Kundalini, somos capaces de relacionarnos con otra persona a un nivel energético en lugar de uno superficial. Así somos capaces de conectar con las personas a un nivel más profundo, y muchos de esos juicios desaparecen.

Como un ejemplo, compartiré una historia personal. Por muchos años, me movía como una mujer soltera y profesional viviendo en Wahington, DC. Tenía un gran trabajo, un grupo de amigos fantástico, era una yogui dedicada con mucho tiempo para practicar. Mientras salía con algunas personas y tuve algunas relciones, no estaba buscando el “amor verdadero” conscientemente, hasta que apareció frente a mí.

Así que, ¿cómo fue que sucedió? Yo definitivamente le doy el crédito a mi práctica de Kundalini Yoga. Primero que nada, Kundalini Yoga trabaja poderosamente en crear amor propio y aceptación. Yo creo que muchos solteros e incluso parejas casadas que se han separado – han perdido el sentido del amor propio. Hay una meditación de Kundalini para crear amor propio y también hay un mantra para el autoestima. En otras palabras, el primer paso en encontrar el amor verdadero es enamorarse contigo mismo. Y en tu mundo lleno de actividades, eso también significa bajar la velocidad y tomarse el tiempo para SER, en lugar de HACER todo el tiempo.

También descubrí al amor de mi vida porque siempre me sostuve. Cuando mi compañero de vida y yo comenzamos a salir, yo me había comprometido con una sadhana de 40 días con la kriya: Oportunidad y la Energía Verde. No practivaba esta kriya porque estaba buscando el amor. Elegí esta serie porque es divertida y energética, y enseña que la prosperidad viene en muchas formas diferentes, no necesariamente cómo tu esperas. Yo estaba enfocada y fui muy disciplinada por los 40 días, le dedicaba 50 minutos de mi día a esta serie. Y al final, vi el gran cambio en mi vida. Había abierto mis ojos y mi corazón, y estaba involucrada en una hermosa relación amorosa con un gran amigo. Esto fue inesperado, pero yo le doy el crédito a Kundalini Yoga por habernos unido.

Así que, tal vez funcione para ti. Elige una kriya, haz el compromiso, mantente y abre tus ojos a una nueva manera de ver el mundo a tu alrededor.